Translate

miércoles, 14 de diciembre de 2016

Cómo cuidar la piel durante el invierno



En invierno nuestra piel y cabello sufren más que en otras épocas del año. Los contrastes de temperaturas hacen que se debiliten y deshidraten con facilidad, haciendo que pierdan vitalidad y buen aspecto. A continuación os damos una serie de consejos específicos para mimarlos durante estos meses.



MANOS, CARA, LABIOS
Son las zonas más expuestas a la inclemencias del tiempo durante los meses de invierno, por ello debe prestárseles especial atención.


CARA

El frio hace que la piel se reseque con más facilidad, sobre todo si hace viento ya que este hace que la humedad de la piel se evapore rápidamente y no se produzca tanto aceite.

Para evitar la deshidratación causada por el frío usa una crema hidratante con efecto oclusivo, que haga de barrera para impedir la evaporación del agua a través de la piel.

También es recomendable a partir de los treinta el uso de algún aceite esencial o serum que refuerce esta hidratación.

Otro factor a tener en cuenta en esta época y que con frecuencia olvidamos es el uso de protector solar, como mínimo con factor de protección solar 15, aunque este deberá ser mayor si realizamos deportes de invierno.

Además por mucha pereza que pueda darte en esta época no olvides seguir tu rutina facial. Es fundamental realizar una limpieza facial al menos por la noche. Elige una leche limpiadora suave, que no aumente la agresión diaria ocasionada por el frío.

También es recomendable exfoliarla piel un par de veces por semana para deshacerse de la piel seca tan común durante el invierno.

Si además de seguir esta rutina lo acompañamos de un buen masaje facial, mejoraremos mucho el riego sanguíneo y la micro circulación.




TIPS
- Recuerda aplicar el mismo tratamiento en pecho y cuello, pues estas zonas también están expuestas a las inclemencias del tiempo y queremos preservar su aspecto de cara al verano.

- En los días especialmente frío y de viento usa una bufanda para proteger la piel de cuello y pecho.



LABIOS

Los labios sufren especialmente durante los meses de invierno. Préstales atención extra para evitar que se agrieten y se rompan. Aplica un bálsamo hidratante tantas veces como sea necesario para mantenerlos húmedos y protegidos.

TIPS

- Después de aplicar el bálsamo labial extiende encima una fina capa de vaselina para crear una barrera protectora contra el aire frío y evitar la pérdida humedad. La vaselina no es hidratante sólo tiene función protectora por eso debe usarse junto con el bálsamo.



MANOS

Para mantener la piel suave y sin grietas usa una buena crema de manos por la mañana, por la noche, y cada vez que laves las manos. Si las tienes especialmente secas o muy dañadas, después de aplicar la crema por la noche ponte unos guantes de algodón para dormir, ayudarás a retener la humedad.

TIPS

- Después de lavar las manos sécalas bien, evitarás que se resequen al salir al ambiente frío.

- Usar guantes en el exterior para proteger las manos evitará que la piel se seque y agriete.






CABELLO

El pelo se seca y debilita durante el invierno, esto hace que caiga y se vuelva más quebradizo. El uso de champús y acondicionadores que estén diseñados para proteger y restaurar el cabello resulta fundamental en esta época. Los más recomendados son los champús ecológicos, elaborados a base de ingredientes naturales que protegen el pelo y el cuero cabelludo.

TIPS

- Para ayudar a tu cabello a mantener un aspecto sano y brillante, evita lavarlo a diario, ya que esto produce la pérdida de sus aceites naturales.

- No olvides usar un sombrero, así evitarás que tu cabello se reseque al exponerlo demasiado al frío.



CUERPO

Además de cuidar la piel de la cara no debemos olvidar usar una crema corporal para evitar el enrojecimiento y sequedad de la piel. Recordando hacer especial énfasis en codos y rodillas, ya que estas son zonas que se resecan y agrietan con facilidad.



TIPS

- Por muy tentador que resulte durante esta época evita ducharte o tomar un baño con agua demasiado caliente o durante demasiado tiempo ya que puedes irritar la piel y reducir su humedad natural. Lo recomendable es una ducha rápida y con agua tibia.






CONSEJOS GENERALES

·      Evita los cambios bruscos de temperatura, pues esto favorece la aparición de vasos dilatados, capilares rotos, que los dedos se hinchen y la piel se irrite

·      Bebe agua, ya que refuerza la estructura de la piel y la mantiene elástica e hidratada.

·      Llevar una dieta equilibrada es la mejor manera de cuidar tu cabello y piel desde dentro. Haciendo que luzcan más sanos y con mejor aspecto6)

·      Evita el consumo de alcohol y tabaco, pues junto con el frío, reducen la vascularización superficial en la epidermis con lo que aumentan las rojeces, capilares rotos y la deshidratación.

Sigue estos pequeños consejos y evitarás el envejecimiento de tu piel y cabello por los efectos del frío.

sábado, 24 de octubre de 2015

Tónico facial; Ese gran olvidado de la rutina facial diaria

El tónico o loción es para muchas personas un gran desconocido y prescinden de su uso durante su rutina de belleza. Pero esto es un gran error, ya que este producto aporta a nuestra piel muchas ventajas y beneficios.
Para obtener ese cutis que tanto deseas no puedes saltarte bajo ningún concepto este paso. El tónico aporta frescor, hidratación, equilibrio y prepara la piel para recibir el sérum, la crema hidratante y el contorno de ojos.

BENEFICIOS
tónico facial delapiel cosmetics rutina facial rutina de belleza

- El principal beneficio es que permite equilibrar los niveles de PH de la piel, lo que ayuda a conseguir un cutis más uniforme y evita la necesidad de aplicar maquillaje todos los días.
- Ayuda a eliminar las impurezas que pueden haberse quedado durante la limpieza.
- Su capacidad para cerrar los poros de la piel, protegiéndola de la pérdida de sus aceites y humedad propios, además de evitar la entrada de partículas dañinas.

CUÁNDO APLICAR

Justo después de aplicar el jabón, gel o leche limpiadora debes aplicarte un tónico adecuado a tu tipo de piel.

CÓMO APLICAR

Para una correcta administración y para poder obtener realmente los beneficios indicados, debes seguir los pasos que indique el producto en su envase.
Lo más común es aplicar el tónico con ayuda de un algodón. Humedeciendo con unas gotitas de producto el disco pasándolo suavemente por el rostro a pequeños toquecitos.


TIPOS

- Calmantes para pieles sensibles e irritables.
- Purificantes  para las pieles más grasas .
- Reafirmantes para pieles con problemas de flacidez.
- Antiarrugas que ayudan a proteger la piel contra los radicales libres.

No olvides usar tónico en tu rutina facial diaria y ya verás que tu piel estará más sana, suave, lisa y brillante. En definitiva, tendrás un cutis más saludable  y radiante sin necesidad de maquillaje.

miércoles, 10 de junio de 2015

Cómo usar los Polvos Bronceadores- Técnica, errores más comunes y consejos

¿A quién no le gusta lucir un tono bronceado como recién llegada de las vacaciones? Un simple y sutil moreno nos hace sentir guapas y con buena cara, nos quita años de encima y borra los signos del estrés y el cansancio. Vamos, que un sencillo toque de color obra milagros sobre nuestro rostro. Pues bien, gracias a los polvos bronceadores o polvos de sol no es necesario esperar a la llegada del verano o a las vacaciones para disfrutar de este maravilloso efecto de sun kissed o sun touched.

TÉCNICA DEL FALSO BRONCEADO

Si eres de las que le horroriza ahogar la piel con bases de maquillaje y tienes la suerte de que tu piel está libre de manchas y granitos puedes olvidarte de utilizar otros productos. Aplica simplemente los polvos bronceadores en pómulos, nariz, barbilla y frente (las zonas de la piel en las que la acción natural del sol actúa antes) y con este pequeño gesto verás como tu rostro se ilumina. Conseguirás un envidiable efecto de buena cara, además de esculpir y dar profundidad al rostro.
En el caso de que tu tez no esté tan libre de imperfecciones, debes utilizar los polvos de sol después de aplicar la base de maquillaje y el corrector.
Si los combinas con una base muy ligera y transparente y como broche final aplicas encima de los polvos bronceadores un toque rosado de rubor o colorete, el resultado será realmente maravilloso.

QUÉ TONO ELEGIR

Aplicar unos polvos de color incorrecto puede hacer que tu rostro se vea poco natural, sucio o de un antiestético color anaranjado.
Como regla general debes escoger un bronceador uno o dos tonos más oscuro que el color natural de tu piel. La idea es aportar calidez al rostro sin que se vea falso o exagerado.
En esta tabla te ofrecemos una pequeña guía:

TIPO DE PIEL
COLOR RECOMENDADO
CLARA
Miel, Rosado o Melocotón
MEDIA
Bronce, Dorado, Tierra
OSCURA
Rojizo, Chocolate o Ámbar

Otra buena idea a la hora de escoger color es usar dos polvos de sol distintos para cada estación del año. Uno más suave para las épocas más frías del año cuando nuestra tez es más pálida y otro más subido de tono para las épocas más cálidas y el color natural de la piel también es más intenso. Esto nos ayudará a mantener un efecto bronceado más uniforme y natural durante todo el año.

QUÉ BROCHA UTILIZAR

Existen brochas especiales en el mercado para aplicar este tipo de productos pero una brocha para aplicar polvos sueltos o colorete también puede servir. La idea es escoger una brocha que te permita depositar la cantidad exacta de producto en el lugar exacto del rostro. Así que aquí también entra en juego tu habilidad y gustos. No siempre nos sentimos cómodas usando la brocha específicamente indicada para cada cosa y sin embargo nos apañamos divinamente con otra muy distinta. Lo recomendable es escoger una brocha ancha, de punta redondeada y cerdas suaves y sueltas. Recuerda que para que el resultado de esta técnica sea realmente profesional debes aplicar el producto de una forma muy suave y sutil.

CÓMO APLICAR LOS POLVOS BRONCEADORES

Pasa con un ligero toque la brocha por el producto y antes de aplicarlo sobre el rostro recuerda sacudir la brocha para eliminar el exceso. La moderación es clave en esta técnica. 

Acaricia con la brocha la cara, no te preocupes si el color no es suficiente, es preferible repetir la operación que tener que corregir los excesos. Aplica el producto con movimientos rápidos y circulares en la frente, los huesos de los pómulos, la barbilla y el puente de la nariz.
Recuerda difuminar muy bien las líneas y si usas un escote muy pronunciado aplica unas pinceladas en los hombros y las clavículas.
Y llegados a este punto vamos con un pequeño consejo; Nunca, nunca, jamás apliques los polvos bronceadores en toda la cara. Sólo conseguirás echarte años encima y robar toda la luminosidad natural del rostro.

Para finalizar, un último consejo, si además de mejorar tu aspecto quieres cuidar tu piel, recuerda utilizar siempre productos naturales. Los polvos bronceadores de Terrabio te ayudarán a conseguir un favorecedor bronceado pero cuidando tu piel, ya que están elaborados con ingredientes vegetales proceden de agricultura orgánica.

El Maquillaje Terrabio es 100% Certificado Ecológico y 100% de Origen natural. El 100% de los ingredientes vegetales proceden de agricultura orgánica y sus ingredientes están especialmente indicados para pieles sensibles y atópicas. Además están diseñados para ofrecer una duración prolongada y resultados profesionales. SIN PARABENOS, SIN FENOXIETANOL, SIN PEG, SIN COLORANTES SINTÉTICOS, NO MODIFICADOS GENÉTICAMENTE, NO TESTADO EN ANIMALES.
¿Qué más se puede pedir?


Esperamos tus comentarios, anímate a contarnos si tú también aplicas esta técnica tan de tendencia. 

sábado, 23 de mayo de 2015

Guía básica para unas piernas perfectas

¡¡Llegó el momento!! 
Sale el sol, las temperaturas comienzan a subir, los pajaritos cantan, las nubes se levantan y llega la hora de ponernos nuestras mejores galas y sacar nuestros encantos a relucir. 

Pero que no te entre el pánico, vamos a comenzar poco a poco y para ello el primer paso será ir a lo más fácil, pero no por ello menos importante. Poner nuestras piernas a tono será nuestro primer objetivo. Para ello vamos a darte unas pequeñas pautas que te ayudarán a lucir unas piernas de escándalo durante todo el verano.



1. DEPILACIÓN

Con la subida de las temperaturas los shorts, pantalones cortos, minifaldas, faldas, vestidos y demás ropa minimalista se imponen en nuestros looks. Por todo ello, es imperativo categórico comenzar nuestra puesta a punto con una buena depilación
Elige el método que prefieras acorde a tu tipo de piel, bello, cantidad, zona a tratar o simplemente el que te resulte más cómodo o asequible; cuchilla, cera, pinzas,  cremas depilatorias, depiladora eléctrica, fotodepilación, sugaring…Entre todas estas técnicas podrás escoger la que más se adapte a tus necesidades. Elige el  método que más fácil y mejores resultados te ofrezca para cada zona y  por supuesto el que menos dañe tu piel. No merece la pena estar lampiña pero colorada como un madril.

2. EXFOLIAR E HIDRATAR

En esta época y debido a la acción del sol, el salitre o el cloro, la piel tiende a secarse y agrietarse mucho más. De ahí que sea muy necesaria la exfoliación para eliminar todos los tejidos  y piel seca que tanto afean y envejecen nuestra piel.  Además  ayudarás a evitar que tenga un aspecto graso debido a la obstrucción de los poros.  
Después de exfoliar tus piernas se verán mucho más jóvenes, frescas y limpias.
Si tu piel es normal lo aconsejable es realizar una exfoliación a la semana, en el caso de las pieles grasas quizás necesites  realizarlo dos veces a las semana y para las secas o sensibles una vez cada 15 días es suficiente.
Otro aspecto fundamental es la hidratación. ¡¡Todos los días!! Varias veces si es necesario y por supuesto siempre después de la exfoliación. Las piernas secas se agrietan, pierden brillo, parecen poco saludables y eso irremediablemente nos echa años encima que no nos pertenecen. 
Así que no te olvides, cada mañana, antes de vestirte, aunque vayas con pantalón largo, aplica una crema humectante a modo de masaje en tus piernas. Evitarás el tono apagado, la aparición de grietas o asperezas y sin embargo lucirán jóvenes y frescas, listas para ser mostradas y admiradas.
Es igualmente recomendable aplicar cada noche, antes de irte a la cama, un aceite a modo de masaje. Comienza suavemente con movimientos ascendentes desde los tobillos. Esto no solo te ayudará a rehidratar la piel sino también a descongestionar la circulación y tonificar los músculos.

3. EJERCICIO

Para  gozar durante muchos años  de unas piernas tonificadas, firmes y torneadas, es esencial realizar algunos sencillos ejercicios con constancia y regularidad.


Saltar diariamente durante 5 minutos, correr o trotar al menos media hora al día, caminar, subir escaleras o andar en bici. Son actividades sencillas y que te pueden ayudar a mantener los músculos de tus piernas estupendos.

4. PROTECCIÓN SOLAR

La radiación ultravioleta es la gran enemiga de la piel. No olvides aplicarte crema protectora  antes de salir de casa. Aunque no vayas a tomar el sol tu piel está expuesta a la radiación, incluso en los días nublados. Si no quieres que tu piel envejezca de modo prematuro usa protección solar.  


Si quieres saber más sobre cómo debes protegerte del sol, visita nuestra entrada anterior en el siguiente enlace.

5. BUENOS HÁBITOS

- Las piernas y pies soportan el peso del cuerpo durante todo  el día. Por eso al final de la jornada se merecen más que nadie un descanso. Para dárselo no hay nada mejor que ayudarles a reactivar la circulación aplicándoles un chorro de agua fría durante cinco minutos. Esto además ayudará  a mantener la piel más firme y elástica.
También puedes ponerlas en alto, ayudándote de la pared o poniéndolas sobre unos almohadones, esto activará  la circulación y ayudará a evitar le retención de líquidos.
Y si tu día a día es especialmente agotador prueba a usar un gel efecto frío. No hay nada más efectivo para aliviar, descongestionar y desinflamar las piernas.
- Las malas posturas, cruzar las piernas o pasar demasiado tiempo sentado o de pie son malas costumbres que acaban perjudicando el aspecto de nuestras piernas.  
Si por tu trabajo te ves obligada a permanecer demasiado tiempo sentada intenta al menos levantarte de la silla aunque sea dos minutos y mueve tobillos y piernas arriba y abajo. Este sencillo hábito te ayudará a reactivar la circulación. 
Si por el contrario debes estar demasiadas horas seguidas de pie, debes intentar cambiar tu postura con la mayor frecuencia posible e intenta caminar por lo menos cada 30 minutos.
-  La dieta es también otro aspecto clave para lograr esas piernas 10 que tanto deseamos. Una dieta equilibrada, beber mucha agua y eliminar de tus vicios el tabaco y el alcohol son aspectos imprescindibles para evitar la retención de líquidos, la celulitis y la piel de naranja.

Y para terminar, recordarte que para conseguir esas piernas espectaculares no debes olvidarte de cuidar también tus pies. Procura hacerte, al menos, una vez a la semana la pedicura. Poniendo especial atención a las uñas,  los talones  y a la prevención de callosidades.  Aunque si quieres que profundicemos más sobre este tema no tienes más que dejarnos un comentario. Estaremos encantados de cumplir tus deseos. 

miércoles, 22 de abril de 2015

Broncea tu piel de forma responsable; Protección solar y Fototipos

El bronceado es la forma que tiene la piel de protegerse  frente a la radiación solar.
La exposición al sol tiene consecuencias muy beneficiosas para la salud, pero también nocivas, tales como el envejecimiento prematuro de la piel, la formación de arrugas y manchas, quemaduras o incluso puede dar origen a la formación de cáncer de piel.

Además debemos tener en cuenta que el deterioro de la capa de ozono hace que esta exposición resulte cada vez más peligrosa.

Por ello debemos aprender a proteger nuestra piel ya que las necesidades de protección solar para evitar el riesgo de quemaduras, serán diferentes según la sensibilidad de piel y la forma de reaccionar ante la exposición al sol de cada persona. Es decir debemos conocer nuestro FOTOTIPO.


FOTOTIPOS DE PIEL Y RECOMENDACIONES DE PROTECCIÓN

La sensibilidad de la piel (fototipos) se ha definido de acuerdo a seis categorías:

Tipo de piel 1
Generalmente, personas de cabello rubio o pelirrojo, ojos azules. Piel clara y/o pálida con pecas.
Nunca se broncea y siempre se quema.

Cuidados: Deben extremar las precauciones ante el sol, por lo que se les recomienda un producto de pantalla total o con factor de protección 20 como mínimo. Evitar las horas de radiación solar máxima y aplicarse la protección cada dos horas como mínimo.

Exposición recomendada: No se recomienda.

Tipo de piel 2
Personas de cabello rubio, ojos azules y con pecas.
Se quema fácilmente pero puede broncearse eventualmente.

Cuidados: Protección solar de factor alto, de 20 en adelante.

Exposición recomendada: 10 minutos de exposición como máximo al día y 50 exposiciones máximas por año.

Tipo de piel 3
Por lo general, son personas con cabello y ojos oscuros, con una piel ligeramente más oscura.
Se broncea fácilmente y rara vez se quema. Su piel tiende a enrojecerse primero y a broncearse tras los primeros días de exposición.

Cuidados: Durante los primeros días necesitará un nivel de protección alto, 15, pudiendo recurrir a uno medio en los días sucesivos, por ejemplo 12.

Exposición recomendada: 15 minutos máximos de exposición y 100 exposiciones al año.

Tipo de piel 4
Persona de cabello, piel y ojos más oscuros. Propio de los mediterráneos, mongólicos y orientales.
Nunca se quema, siempre se broncea. Se pigmenta con facilidad y de forma inmediata.

Cuidados: Debido a la facilidad para broncearse, el daño solar en este tipo de pieles se suele traducir en la aparición de manchas de pigmentación y engrosamiento de la epidermis. Los especialistas recomiendan un factor de protección 12.

Exposición recomendada: 20 minutos al día y 100 exposiciones como máximo al año.

Tipo de piel 5
Con tono muy moreno, cabello moreno, coloración de la piel muy morena. Propio de amerindios, indostánicos, árabes e hispanos.
Nunca se quema, siempre se broncea. Pigmentación fácil e intensa.

Cuidados: A pesar de la dificultad para sufrir quemaduras por la exposición al sol, deben protegerse con un mínimo de nivel 8 para evitar posibles manchas de pigmentación y flacidez.

Exposición recomendada: 20 minutos al día y 100 exposiciones como máximo al año.

Tipo de piel 6
Piel negra. Propio de las razas negras.
No se queman nunca y su piel se pigmenta intensamente.

Cuidados: A pesar de que este tipo de pieles nunca sufren quemaduras, los especialistas recomiendan aplicarse una crema de protección 6 para preservar la juventud de la piel.

Exposición recomendada: 20 minutos al día y 100 al año.


RECOMENDACIONES GENERALES

       La exposición máxima al sol sin la aplicación de protectores solares en la piel no debe superar los 15 minutos en personas de piel clara y 30 minutos en quienes tienen la tez más oscura.

No hay que exponerse al sol entre las 12.00 y las 16:00 de la tarde

Las medidas protectoras en los niños, adolescentes y las personas de piel sensible son imprescindibles y necesitan una atención especial. Siempre deben usar un FPS alto (mayor de 30).

Los bebés menores de seis meses no deben tener contacto directo con el sol.

Antes de salir de casa aplicar protector solar en cantidad suficiente sobre la piel limpia y seca. Debe renovarse la aplicación cada 2 horas y después de cada baño.

La aplicación periódica de los protectores solares no se hace con el fin de poder aumentar el número total de horas de exposición al sol, ni promover un bronceado intenso, sino para permitir una exposición razonable sin riesgo.